FFTech celebra el natalicio de Josef Rodenstock

Cristales / Oftalmólogos / Rodenstock

El día de hoy la familia FFTech está de fiesta, ya que celebra el 171 aniversario del natalicio de un genio que revolucionaria la industria Óptica mundial.

Josef Rodenstock, fundador de una de las empresa de elaboración de cristales más importantes del mundo, nació el 11 de abril de 1846, un la ciudad de Ershausen en Alemania.

Desde muy joven, Josef mostró tener una gran visión de negocios, hecho que es aprovechado por su padre Gregor quien era comerciante, por lo cual decide llevarlo a la edad de 14 años a sus viajes de negocio para que lo ayude con la venta de productos secos, barómetros caseros e incluso anteojos.

Con el pasar de los años Josef, demuestra no sólo gran talento comerciante, sino además un profundo interés personal en las ciencias naturales, particularmente en la óptica y en la mejora de la visión humana.

En función a esto, en 1877 tras haber ahorrado 30.000 marcos, Rodenstock abre su primer taller de monturas e instrumentos de medición físicos, de diseño propio en Würzburg, con el nombre “Optische Werke G. Rodenstock”.

En poco tiempo el nombre de Rodenstock, se elevaría a la cima de la industria óptica mundial, ya que en 1880 Josef presentaba el llamado “Lente de Diafragma”, que inmediatamente se convierte en un éxito de ventas y seria considerado uno de los avances mas importantes para la humanidad en el sigo XIX .

A esto le siguen numerosas patentes, tales como un aparato de medición de lentes, entre otros.

Tras mudar la sede principal de la empresa a Múnich, Rodenstock construye en 1898 una gran planta de producción en Regen, en el Bosque Bávaro. En 1905, se incorpora a la producción otra planta en la misma ubicación. Al mismo tiempo, Josef Rodenstock consigue fabricar a escala industrial lentes y monturas oftálmicas de alta calidad.
En el año de 1899 Rodenstock sigue revolucionando el mundo de la óptica. En esta oportunidad produce los primeros Lentes de Protección Solar con prescripción y protección UV. Además de ello también presenta sus primeros lentes bifocales con segmento para visión cercana incorporado.

Para ese punto su cartera de productos también incluía lentes sin monturas, pince nez, monóculos, así como monturas de acero, níquel, doublé y otros materiales siendo la única empresa de la industria óptica que incluía todos los ámbitos de la misma (cristales, monturas y servicios).

La empresa y el legado de Josef Rodenstock siguieron creciendo hasta convertirse en el gigante de la de la industria óptica mundial que es hoy en día.
Se ha preservado su filosofía, su pasión y su incansable búsqueda por la mejora continua de la visión humana
Josef, fue un hombre hecho a sí mismo, que disfrutaba asumiendo riesgos, y personificaba una mezcla de inventiva, atrevimiento y una capacidad intelectual extraordinaria.
Se le consideraba justo, servicial y divertido, pero “con terribles ataques de ira frente a los errores o la incapacidad”. Construyó la empresa desde cero, con energía y con una voluntad de hierro para trabajar.

Pese a haberse enriquecido rápidamente, siguió siendo modesto en cuanto a sus necesidades personales.

Como hombre de negocios, jamás abandonó una discusión si estaba convencido de que el asunto era importante para el desarrollo de la empresa. Combatió a “vendedores de anteojos no profesionales”, emprendió acciones legales contra a sus competidores y se enfrentó a los oftalmólogos que se quejaban de las publicaciones educativas de Rodenstock.

Hoy celebramos un año más del natalicio de este gran visionario, en el marco del 140 aniversario de la compañía que lleva su nombre, con la firme convicción de que su legado y su visión se mantienen intactos.

 

Mantente informado
de la última tecnología en cristales

Te puede interesar

Ir al blog